Que Ver En Vejer De La Frontera Con Niños

En el momento de planear una excursión para pequeños, si estás pensando en un espectáculo que les va a encantar, la ganadería Domecq efectúa un año mucho más desde marzo “A campo abierto” en Los Alburejos,… Otra propuesta es conocer el zoológico de Jerez, a unos 45 minutos del pueblo. En varias fincas del concejo, avisando al dueño anticipadamente, puedes reservar visitas a las reses bravas.

Nada mejor para empaparse del ámbito de la capital gaditana que pasear, perderse por sus calles y sentarse a tapear en alguna de sus animadas plazas y calles que cubren el Mercado Central de Abastos. Una iniciativa original para las familias que saben que naturaleza es el mayor lujo. Muy cerca del Parque de Los Alcornocales, Hotel glamping Tulpa es un complejo tan rural como original en el que les podéis alojar en genuinas yurtas mongolas así como cómodas y extensas tiendas glamping estilo safari. El Rancho Cortesano es una finca que tiene un museo dirigido a adultos y a pequeños que quieran saber cómo viven las abejas, su importancia en la naturaleza y de qué manera es el proceso de obtención de la miel.

Parkinghttps://vejercostasurcom/es/Aparcamiento-Aeropuerto-vejerhtml

Además de esto, hay una tienda donde comprar sus productos, un huerto orgánico y un lugar de comidas saludable. Castellar de la Frontera es uno de esos pueblos blanco del interior de la provincia de Cádiz que hermosa con el Parque Natural de los Alcornocales. Semeja que el tiempo se ha parado, puesto que sostiene su estética medieval con su castillo, sus calles adoquinadas y sus muchos jardines. Para los niños, el plan mucho más entretenido que hacer en Vejer de la Frontera es el tren turístico que recorre su casco histórico y la cercana playa del Palmar.

que ver en vejer de la frontera con niños

La Casa del Califa está situada en el centro de la ciudad y es un hotel con una magnífica terraza. El almacenamiento o acceso técnico que se emplea de forma exclusiva con fines estadísticos anónimos. Una visita especialmente indicada con los pequeños mucho más grandecitos ideal para combinar con un dia en la magnífica y no urbanizada playa de Bolonia junto a la que está, eso sí siempre mejor en el momento en que no sopla el levante. Este recorrido único enlaza un pueblo tras otro entre sensacionales panoramas verdes y ásperos.

Playas Familiares

La entrada es gratis y es muy aconsejable, si queremos sacarle todo el partido, verla con un guía interpretativo. Un espacio peculiar detenido en el tiempo según pudimos revisar nosotros mismos. El pueblo viejo de Castellar de la Frontera está ubicado dentro de la fortaleza de un castillo medieval que data del SXIV. Durante siglos y debido a su situación estratégica vió el paso de la civilización íbera, romana y también hispano-musulmana. La ruta está formada por los pueblos de Arcos de la Frontera proclamado monumento histórico-artístico y que cuenta con un Parador Nacional. Aparte de Bornos y Villamartín no tenemos la posibilidad de olvidarnos de El Gastor popular como el balcón de los pueblos blancos por las espectaculares vistas que domina.

Pero ahora desde sus comienzos el convento tuvo muchos problemas de construcción, en 1618 aparecieron los primeros errores gracias a la presión que ejercitaba la bóveda mayor. Más allá de que con el paso de los años se fueron haciendo las reformas primordiales para paliar los daños que sufría el edificio, las últimas obras no llegaron hasta hace relativamente poco. El horario de visitas del castillo es de diez a 14h y de 16 a 18h, de lunes a sábado.

Parque Nacional De Doñana

Antes de adentrarnos en el casco antiguo por el Arco de Puerta Clausurada, es indispensable parar en uno de los rincones mucho más icónicos que ver en Vejer de la Frontera. Se habla del Mirador de la Cobijada que de un lado da enormes vistas a la región más novedosa del pueblo. La parte moderna de Vejer desde lejos no distingue mucho de lo que vas a encontrar en el centro histórico, un conjunto de viviendas blancas bonitas. Algo alejado del centro histórico se encuentran varios viejos molinos de viento muy pintorescos.

Este punto asimismo es de los mejores miradores para ver el Vejer más moderno que sostiene, por supuesto, la identidad y el color blanco. Un importancia particular tienen los pescados y mariscos que proceden de las costas cercanas. Son conocidos los arroces marineros y el pescaíto frito, que se tienen la posibilidad de degustar en los restaurantes y bares de la playa de «El Palmar», a pocos metros del mar. Por otra parte, en su Término Municipal vamos a poder disfrutar de núcleos rurales como El Palmar, La Oliva (donde está el Santuario de la patrona, la Virgen de la Oliva), o Santa Lucía, con su Acueducto Romano. Vejer de la Frontera fue hogar de las antiguas civilizaciones que poblaron el sur de la Península y eso se traduce en una enorme riqueza monumental y paisajística. Además de esto, la mayoría de sus creaciones son de color blanco, característica que embellece sus vistas, pareciendo tratarse, incluso, de un pueblo de cuento.

Un Poco Sobre La Historia De Vejer

Entre todos y cada uno de los sitios de interés turístico de Vejer, destacan su recinto amurallado y monumentos como la Iglesia Parroquial del Divino Salvador, el Castillo, el Museo de Prácticas y Tradiciones, los patios o los Molinos de Viento. Todos cada jueves al mediodía en Onda Cero Tarragona una sección semanal de viajes para que sigas el blog desde las ondas. La iglesia no tiene por nombre del Divino Corazón, sino más bien del Divino Salvador y el gentilicio de Vejer no es vejerino, sino vejeriego.

La fuente revestida de azulejos sevillanos recuerda un tanto el ambiente de la Plaza España de Sevilla. En la plaza hallarás varios sitios de comidas con terraza que tienen buena pinta. El Arco de la Villa es la puerta que da ingreso a la hermosa Plaza de España, el epicentro de la región. Es la puerta que menos nos impresionó, puesto que no guarda su apariencia original y básicamente, llama la atención por las vistas que da a la plaza. En el exterior del arco podrás ver una placa que memora la reconquista de la ciudad.

Nos dieron un plano y algunos folletos, y nos explicaron que había una ruta guiada por Vejer, a las siete de la tarde, que duraba una hora y media aproximadamente. Como íbamos con múltiples niños pequeños (ese día nos acompañaban nuestros sobrinos), preferimos aventurarnos a ofrecer un recorrido por nuestra cuenta. Además de esto, a solo 10 km del pueblo está la Playa El Palmar, donde tenemos la posibilidad de gozar de la belleza del Atlántico, muy cerca del Ajustado de Gibraltar. Además de esto, para complementar el baño, hay muy cerca de la playa ciertos bares y un chiringuito. Terminamos la tarde en de los mejores sitios para descansar y rememorar los momentos del día.